Es(cáner)(caneo) de vulnerabilidades

Definiciones, clasificaciones, ventajas y desventajas

Blog Es(cáner)(caneo) de vulnerabilidades

| 8 min de lectura

Contáctanos

Hace unos días, hablamos en este blog sobre "evaluación de vulnerabilidades" y "gestión de vulnerabilidades". En esta ocasión nos centraremos en "escáner de vulnerabilidades" y "escaneo de vulnerabilidades". Con la intención de vincular todos estos términos, podemos decir de antemano que un escáner de vulnerabilidades es una herramienta con la que se lleva a cabo el escaneo de vulnerabilidades. Este escaneo es una forma de evaluación de vulnerabilidades, la cual es una de las operaciones necesarias dentro de un programa de gestión de vulnerabilidades. Examinemos las definiciones, clasificaciones comunes y pros y contras de los escáneres de vulnerabilidades y el escaneo de vulnerabilidades.

¿Qué es un escáner de vulnerabilidades?

Consideremos cada una de las palabras que componen este término y veamos sus significados generales para ilustrarnos antes de entrar en el terreno de la ciberseguridad. Según el diccionario, "vulnerabilidad" es el hecho de ser débil y de herirse fácilmente física o emocionalmente. Por otro lado, un "escáner" es un dispositivo para examinar y registrar algo. Incluso podemos encontrar útil la definición de esta palabra dentro del ámbito de la salud: "máquina utilizada por los médicos para obtener una imagen del interior del cuerpo de una persona en una pantalla.

Ahora bien, en el contexto de la ciberseguridad, una vulnerabilidad puede verse como una debilidad dentro de un sistema informático. Una vulnerabilidad suele ser el resultado de problemas de diseño o configuración y, si es explotada por atacantes, puede permitir a estos un acceso no autorizado y privilegiado al sistema y comprometer sus operaciones o activos. Un escáner de vulnerabilidades es entonces un dispositivo o programa informático o herramienta de pruebas que identifica y reporta automáticamente tales debilidades presentes en los sistemas (p. ej., aplicaciones web y móviles, redes, infraestructuras y dispositivos de IoT).

¿Qué es el escaneo de vulnerabilidades?

El escaneo de vulnerabilidades es precisamente el procedimiento mencionado en el párrafo anterior. No es más que otra forma de evaluación de vulnerabilidades que, gracias a la automatización, permite a las empresas descubrir rápidamente muchos de sus puntos débiles. Normalmente, los escaneos de vulnerabilidades se centran en identificar, describir y reportar vulnerabilidades previamente conocidas que están registradas en las bases de datos de los escáneres. Estas máquinas suelen revisar los componentes y configuraciones de sus objetivos de evaluación predeterminados y los comparan o relacionan con la información que tienen en sus bases de datos para identificar problemas de seguridad.

Las vulnerabilidades detectadas por un escáner pueden ser, por ejemplo, versiones de software obsoletas, configuraciones erróneas e incumplimiento de requisitos de seguridad. A veces, estas herramientas automatizadas también trabajan basándose en patrones de ataque específicos predefinidos que envían al objetivo para comparar sus respuestas con las que se supone se producen en presencia de vulnerabilidades conocidas.

¿Cómo se clasifican los escáneres y el escaneo de vulnerabilidades?

Las clasificaciones que normalmente se encuentran para estos términos no suelen ser muy claras ni convincentes. Al no hallar categorías estrictas, decidimos presentar tipos de escáneres según los objetivos que evalúan y tipos de escaneo según los modos de funcionamiento:

Tipos de escáneres de vulnerabilidades

  • Escáneres de vulnerabilidades de red o escáneres de seguridad de red: Estas herramientas buscan vulnerabilidades en toda la red de una organización (es decir, escaneo de vulnerabilidades de red). Inicialmente identifican los puertos abiertos, los servicios que se ejecutan en esos puertos y el sistema operativo de los dispositivos de la red. Siguiendo sus bases de datos de vulnerabilidades conocidas, estos escáneres detectan problemas de seguridad en dispositivos como enrutadores, conmutadores, firewalls y servidores. Además de estos escáneres de vulnerabilidades centrados en redes, cabe mencionar los escáneres de vulnerabilidades basados en hosts, los cuales se centran específicamente en hosts de red individuales, como servidores o estaciones de trabajo, para identificar vulnerabilidades en sus sistemas operativos, aplicaciones y servicios.

  • Escáneres de sitios web o escáneres de vulnerabilidades de aplicaciones web: Estas herramientas escanean sitios web y aplicaciones web para detectar problemas de seguridad, concretamente en su código y en sus configuraciones. Estos escáneres de vulnerabilidades web pueden utilizar tanto las bases de datos de vulnerabilidades conocidas como los patrones de ataque comunes mencionados anteriormente para identificar problemas o riesgos como los que podemos ver en el Top 10 de OWASP (p. ej., Broken access control, Cryptographic failures e Injection). Podemos incluir aquí escáneres como aquellos para hacer pruebas de seguridad de aplicaciones estáticas (SAST) y pruebas de seguridad de aplicaciones dinámicas (DAST).

  • Escáneres de vulnerabilidades de componentes de código abierto: Estas herramientas se centran en identificar y analizar todos los componentes de software de código abierto de terceros y sus dependencias en búsqueda de vulnerabilidades (es decir, análisis de composición de software o SCA). El uso de componentes obsoletos con vulnerabilidades conocidas también figura en el Top 10 de OWASP y, como vimos en el State of Attacks, 2022, fue el problema de seguridad que más contribuyó a la exposición al riesgo de las empresas que evaluamos desde Fluid Attacks en un año.

Empieza ya con la solución Gestión de vulnerabilidades de Fluid Attacks

Tipos de escaneo de vulnerabilidades

  • Escaneos integral y específico de vulnerabilidades: En relación con lo que hemos mencionado sobre los escáneres basados en redes y en hosts, los escaneos de vulnerabilidades pueden variar en términos de exhaustividad. El escaneo integral de vulnerabilidades se enfoca en la evaluación de todos los sistemas que constituyen una red. Este puede detectar más vulnerabilidades que el escaneo específico de vulnerabilidades, el cual se centra en sistemas concretos, pero requiere más tiempo de análisis.

  • Escaneos externo e interno de vulnerabilidades: El escaneo externo de vulnerabilidades se realiza desde fuera del perímetro de la red de una organización. Estas evaluaciones sirven para detectar vulnerabilidades que los atacantes podrían explotar desde fuera de la red para poder moverse "verticalmente" o dentro de ella. Allí, las herramientas se ocupan de los dispositivos de seguridad que bloquean el tráfico. Estos escaneos de seguridad identifican puertos abiertos y servicios y vulnerabilidades en dispositivos orientados a la internet, como servidores web y de correo y firewalls. El escaneo externo es esencial para la, ahora tan común, infraestructura en la nube, donde los escáneres deben analizar todos los activos alojados allí por una organización.

    El escaneo interno de vulnerabilidades se lleva a cabo desde el interior del perímetro de la red de una organización. Estas evaluaciones se utilizan para detectar vulnerabilidades que podrían ser explotadas por atacantes que han obtenido acceso a la red para desplazarse "lateralmente" a diversos sistemas de la misma. Estos escaneos identifican vulnerabilidades en servidores internos, estaciones de trabajo y otros dispositivos que no son visibles desde la internet. Estándares como el de PCI DSS suelen exigir a las empresas que realicen escaneos internos y externos con regularidad y, por ejemplo, cuando se modifica la red mediante actualizaciones o instalación de componentes.

  • Escaneos autenticado y no autenticado de vulnerabilidades: También podemos referirnos a ellos como escaneos sin credenciales y con credenciales de vulnerabilidades. El escaneo no autenticado de vulnerabilidades no requiere el uso de credenciales de inicio de sesión. Estos escaneos se limitan a identificar vulnerabilidades que son visibles desde el exterior. Lo que se hace en estos escaneos es detectar servicios y puertos abiertos. Posteriormente, el escáner envía paquetes a los mismos para extraer la información disponible, como las versiones del software o del sistema operativo y, utilizando su base de datos, reporta las vulnerabilidades conocidas que puedan estar presentes.

    El escaneo autenticado de vulnerabilidades requiere el uso de credenciales de inicio de sesión. Estas evaluaciones son más precisas y exhaustivas que las anteriores. Consiguen recopilar datos más detallados o de nivel básico del sistema operativo y de aplicaciones y servicios específicos, así como detalles de configuración de los sistemas evaluados. En este caso, los escáneres detectan vulnerabilidades que solo son visibles tras iniciar sesión en el sistema.

Pros y contras de los escáneres y escaneo de vulnerabilidades

Hoy en día existen montones de herramientas automatizadas para el escaneo de vulnerabilidades, incluyendo los escáneres de vulnerabilidades comerciales y gratuitos. Es habitual que las organizaciones interesadas en su ciberseguridad utilicen varias de estas herramientas simultáneamente para lograr una "cobertura total" con ayuda de sus diferentes características. Aunque los escáneres de vulnerabilidades garantizan velocidad de evaluación y permiten que las personas ahorren tiempo y esfuerzo, su alcance es restringido. Este alcance depende de las bases de datos que los escáneres utilizan como referencia. Estas bases de datos se componen de listas públicas como la CVE (Common Vulnerabilities and Exposures) y las propias listas de los proveedores (generadas, mantenidas y actualizadas por sus grupos de investigación). Todo lo que está fuera de estas listas no es detectado por los escáneres y por tanto, queda como un falso negativo (es decir, el escáner reporta la no presencia de una vulnerabilidad cuando en realidad esta sí existe).

Además, es cierto que los escáneres de vulnerabilidades pueden proporcionar información detallada sobre sus hallazgos, como la ubicación, la severidad o la exposición al riesgo, la fecha de identificación, el estado e incluso recomendaciones para remediar o mitigar las vulnerabilidades. Sin embargo, muchos de estos reportes se refieren a falsos positivos (es decir, los escáneres reportan la presencia de vulnerabilidades donde en realidad no hay ninguna). Algo que también puede resultar problemático es confiar en los valores de severidad o riesgo asignados, que suelen depender de métricas como el CVSS (Common Vulnerability Scoring System). Esto se debe a que los niveles de riesgo también pueden depender de la relación que establezcan determinadas vulnerabilidades en patrones de ataque específicos. Aun así, los escáneres las evalúan más bien de forma aislada (las máquinas se centran en las "vulnerabilidades superficiales", aquellas independientes de otras). Además, los escáneres suelen ser incapaces de identificar aquellas vulnerabilidades que surgen como resultado de combinaciones.

Dadas las dificultades mencionadas, es necesario otro tipo de evaluación de vulnerabilidades: las pruebas de penetración o pentesting. La cobertura total no se consigue únicamente con herramientas automatizadas, incluso aunque se implementen muchas. La identificación de vulnerabilidades complejas —a veces de mayor severidad— y previamente desconocidas depende de la experiencia y la astucia humanas, depende de los pentesters. Estos pueden correlacionar vulnerabilidades y detectar unas nuevas que surgen en determinados patrones de ataque. Los pentesters simulan ataques del "mundo real" e incluso explotan vulnerabilidades para evaluar sus impactos. Asimismo, interpretan y validan los resultados de los escaneos tanto para reducir las tasas de falsos positivos como para entregar reportes que, con puntuaciones más apropiadas, permitan realmente priorizar la exposición al riesgo de la empresa evaluada para pasar a acciones de remediación. En definitiva, podríamos decir que el escaneo de vulnerabilidades puede considerarse un primer paso antes de, o un apoyo inicial para, las pruebas de penetración.

Escaneo de vulnerabilidades con Fluid Attacks

En Fluid Attacks disponemos de un escáner de vulnerabilidades de código abierto que hemos ido desarrollando y que actualizamos y mejoramos continuamente con la ayuda de nuestro red team. Esta herramienta es capaz de aplicar SAST, DAST y SCA. En el 2021, obtuvo un resultado perfecto en el OWASP Benchmark versión 1.2 con SAST. (De hecho, aparece en la lista de herramientas de análisis de código fuente de OWASP.) Además, en 2022, fue aprobada para pruebas de seguridad de aplicaciones en la nube por la App Defense Alliance, la cual busca garantizar que las aplicaciones en Google Play no contengan vulnerabilidades de seguridad.

En nuestro plan Essential (que puedes probar ahora mismo de forma gratuita durante 21 días), puedes integrar nuestro escáner en tu ciclo de vida de desarrollo de software para hacer un escaneo continuo de vulnerabilidades. (La continuidad en las pruebas de seguridad está recomendada incluso por el centro para la seguridad en internet o CIS.) En nuestro plan Advanced, cuentas con nuestro escaneo de vulnerabilidades junto con las pruebas de penetración manuales por parte de nuestros hackers éticos o pentesters altamente certificados.

En ambos planes de nuestro servicio Hacking Continuo, sabemos que no interesa mucho quedarse en la detección de problemas de seguridad que los criminales puedan explotar en ciberataques. Por ello, Machine y Advanced te ofrecen nuestra solución de gestión de vulnerabilidades, la cual está apoyada en nuestra única plataforma. En esta, nuestros clientes reciben reportes detallados de sus vulnerabilidades, asignan procedimientos de remediación, solicitan reataques para verificar sus soluciones, resuelven dudas con nuestros expertos, llevan un control de sus avances en ciberseguridad, y mucho más.

¡No dudes en contactarnos si quieres ser uno de nuestros clientes!

Suscríbete a nuestro blog

Recibe el boletín semanal de Fluid Attacks.

Blog posts recomendados

Quizá te interesen los siguientes posts similares.

Foto por FlyD en Unsplash

Gestionando la cadena de suministro de software en el sector financiero

Foto por Robs en Unsplash

Las violaciones de datos más graves cometidas en el sector financiero

Foto por Towfiqu barbhuiya en Unsplash

Consejos y más sobre la protección de datos en este sector

Foto por Jasmin Egger en Unsplash

Si tu capa esencial de seguridad es vulnerable, estás frito

Foto por Christian Wiediger en Unsplash

La necesidad de mejorar la seguridad en el sector fintech

FOto por Claudio Schwarz en Unsplash

¿Es tu servicio financiero tan seguro como crees?

Foto por mitchell kavan en Unsplash

Poniendo en práctica el modelo zero trust

Inicia tu prueba gratuita de 21 días

Descubre las ventajas de nuestra solución Hacking Continuo, de la cual ya disfrutan cientos de organizaciones.

Inicia tu prueba gratuita de 21 días
Fluid Logo Footer

Hackeando software durante más de 20 años

Fluid Attacks analiza aplicaciones y otros sistemas, abarcando todas las fases de desarrollo de software. Nuestro equipo ayuda a los clientes a identificar y gestionar rápidamente las vulnerabilidades para reducir el riesgo de ciberincidentes y desplegar tecnología segura.

Copyright © 0 Fluid Attacks. We hack your software. Todos los derechos reservados.